Deja la queja, responsabilizate y acciona.

Escucho muy a menudo personas quejándose de todo lo malo a su alrededor, quejándose de su situación actual. De si antes “eran” y ahora no, que si aquel o aquella es mala o malo, que si mi pareja esto o aquello, que si mis hijos, que si no me invitan, que si no me reconocen, que si el país, que si el presidente y bueno, la culpa es de todo y de todos menos de ellos mismos.

Si tan solo nos detuviéramos un poco para aceptar que eso que estás viendo y viviendo lo creaste tú y comenzar a reflexionar:

¿Por qué atraje esta situación?

¿Y si no la puedo cambiar?

¿Cómo puedo sacar el mejor provecho de esto?

¿Cómo puedo aprender algo nuevo?

¿Qué me está queriendo enseñar?

¿Qué estoy sembrando?

¿Qué me estoy diciendo con esto?

¿Desde donde estoy manifestando esto? ¿De mis miedos más profundos? ¿Desde mis pensamientos de carencia?

Son tantas las reflexiones y preguntas que nos podemos hacer para aprovechar estas experiencias, pero es mejor y mucho más fácil criticarlas o ponernos en la postura de la víctima. Esto nos exime de cualquier responsabilidad. ¡No!

Mientras más criticas mas fuertes se vuelven estas experiencias, más se repiten. Recuerda que lo que das al mundo regresa a ti. Todo regresa y regresa con un efecto de “boomerang”. Si te la pasas quejándote la vida te va a dar exactamente eso que pides, más razones para quejarte.

einstein atraccion.jpg

 

Si agradeces y valoras todo lo que eres, cada parte de tu cuerpo, comenzando desde tu cabello, tus dedos, uñas, pies, hasta lo mas grande que tienes como el techo donde vives, tu trabajo, tus logros, todo lo que tienes, a quien tienes, la vida te da más de eso.

 

Mi invitación es a que evalúes en ¿qué te estas enfocando?, ¿cómo están tus relaciones? ¿te aportan? ¿te drenan?

¿Qué estás sembrando hoy?

¿Dónde estás enfocando toda tu energía?

¿Dónde estás desperdiciando tu energía?

Revisa bien todo tu medio ambiente y ahí encontraras muchas respuestas a tantas preguntas que tienes, así vas a poder tomar mejores decisiones, decisiones orgánicas, que aporten a tu vida, que te ayuden a crecer, y si es necesario a volver a comenzar.

 

¿Te animas a hacer esa revisión?

 

¿Cuéntanos?

 

Gracias por tomarte el tiempo de leerme, si te gusta comparte o comenta. Te mando un abrazo grande hasta donde quiera que estés.

Deja ir a la gente que no está lista para amarte.

 

Es la cosa más difícil que tendrás que hacer en tu vida, y también será la más importante: deja de regalar tu amor a aquellos que no están listos para amarte.

Deja de tener conversaciones difíciles con gente que no está dispuesta a darte su tiempo ni quiere escucharte, que no quiere verte. Deja de aparecer para la gente que es indiferente a tu presencia. Deja de amar a la gente que no está lista para amarte.
Deja de buscar el amor y la aceptación en personas que te abusan, deja así de abusarte a ti misma.
Sé que tu instinto es hacer todo lo que puedas para ganarte las buenas gracias de todos los que puedas, pero también es el impulso que te robará tu tiempo, tu energía y tu cordura…en tu intento de llenarlos y llenarte te quedarás vacía.

Cuando empiezas a aparecer en tu vida completa y completamente, con alegría, interés y compromiso, no todo el mundo va a estar listo para encontrarte allí.
Eso no significa que tengas que cambiar lo que eres. Significa que tienes que dejar ir desde el amor a las personas que no están preparadas para amarte.

Si eres excluida, insultada sutilmente, olvidada o fácilmente ignorada por las personas con las que pasas la mayor parte del tiempo, no te estás haciendo un favor al continuar ofreciéndoles tu energía y tu vida. Obsérvate, escúchate, ¿te olvidas a ti misma? ¿ignoras lo que quieres o eres? ¿Te insultas? Comienza desde ti, de dentro hacia afuera.
La verdad en la vida es que no eres para todos, y todos no son para ti. Eso es lo que lo hace tan especial cuando encuentras a las pocas personas con las que tienes una amistad, amor o relación genuina: sabrás lo precioso que es porque has experimentado lo que no es.

Pero mientras más tiempo pases tratando de forzar a alguien a amarte cuando no son capaces, más tiempo te estarás privando a ti misma de esa misma conexión. Te está esperando. Hay miles de millones de personas en este planeta, y muchas de ellas se van a encontrar contigo a su nivel, con la vibración de donde están, conectarse con donde están yendo.

… Pero cuanto más tiempo te quedes pequeña, metida en la familiaridad de la gente que te usa como un cojín, una opción de segundo plano, un terapeuta y una estratega para su trabajo emocional, más tiempo te mantienes fuera de la comunidad que anhelas.

Tal vez si dejas de aparecer, serás menos querida.
Tal vez te olviden por completo.
Tal vez si dejas de intentarlo, la relación cesará.
Tal vez si dejas de enviar mensajes de texto, tu teléfono permanecerá oscuro durante días y semanas.
Tal vez si dejas de amar a alguien, el amor entre ustedes se disolverá.
Eso no significa que hayas arruinado una relación. Significa que lo único que sostenía una relación era la energía que tú y sólo tú ponías en ella. Eso no es amor. Eso es apego.

La cosa más preciosa e importante que tienes en tu vida es tu energía. No es tu tiempo lo que está limitado, es tu energía. Lo que tu das a cada día es lo que creará más y más en tu vida. A lo que le das tu tiempo, es lo que definirá tu existencia.
Cuando te des cuenta de esto, empezarás a entender por qué estás tan ansiosa cuando pasas tu tiempo con gente que no te conviene, y en trabajos o lugares o ciudades que no te convienen.

Comenzarás a darte cuenta de que lo más importante que puedes hacer por tu vida, por ti misma y por todos los que conoces es proteger tu energía más ferozmente que cualquier otra cosa.
Haz de tu vida un refugio seguro en el que sólo se permita a las personas que puedan cuidar, escuchar y conectarse.

Tu no eres responsable de salvar a la gente.
Tu no eres responsable de convencerlos de que quieren ser salvados.
No es tu trabajo aparecer por la gente y entregarles tu vida, poco a poco, momento a momento, porque te compadeces de ellos, porque te sientes mal, porque “deberías”, porque estás obligada, porque, en la raíz de todo esto, tienes miedo de que no te devuelvan el favor.

Es tu trabajo darte cuenta de que eres la dueña de tu destino, y que estás aceptando el amor que crees que mereces.
Decide que mereces una amistad real, un compromiso verdadero y un amor completo con las personas que están sanas y prósperas. Comienza a darte a ti misma amor real, aceptación, comprensión, compromiso, apoyo, reconocimiento, afecto…
Entonces espera en la oscuridad, sólo por un momento….
… Y mira lo rápido que todo comienza a cambia frente a tus ojos.

 

Gracias por leerme, si te gusta comenta o comparte. Un abrazo hasta donde quiera que estés.

 

“Deja de vivir la vida que quieren que vivas y comienza a vivir la vida que quieres vivir”

Lunes de motivación.We willmiss you! (1).png

¿Cuánto tiempo más piensas seguir viviendo como otros quieren? ¿Tal vez satisfaciendo las necesidades de otros antes que las tuyas? ¿Agradando a otros en lugar de buscar agradarte a ti misma/o? ¿Buscando la aprovación para convertirte en eso que tanto ahelas? ¿Siendo infiel a quien realmente eres por ser lo que alguién más quiere que seas?

¿Cuántas preguntas verdad? bueno pues estas preguntas parecen nada cuando estamos buscando realmente nuestro camino y saber quienes somos, responder a lo que de verdad anhelamos, muchas veces complicado debido a que no somos “solos” en este mundo, tal vez tengas hijos, seas padre o madre, tengas pareja, tal vez seas hijo o hija, o hasta empleado o jefe y eso que deseas hacer requiere de la aprobación de otros, de que todos estén en un mismo barco, en la misma página. Claro, entiendo, por supuesto hay situaciones así. Decía mi abuelo, “no se puede todo en la vida hijita” y hasta cierto punto es verdad.

Pero que pasa cuando vivimos la vida tratando de complacer a todo mundo, primero a nuestros padres por el “deber ser”, por su figura de autoridad, a nuestros maestros, los amigos, las parejas, la sociedad, los hijos….y podemos seguirle, nos convertimos en “nada” o en un cúmulo de cosas que otros “me dijeron” “debía ser” y nunca en lo que yo siempre quise ser. Nos convertimos personas “complacientes”, siempre buscando agradar, ser reconocidos por que estamos “haciendo” lo que nos dijeron, pero en el fondo somos realmente infelices.

Aveces no sabemos siquiera que estamos complaciendo o siguiendo un patrón por que se ha seguido de generaciones en generaciones, por ejemplo esas familias que todos son doctores, o todos son abogados, aveces ni siquiera se cuestionan si realmente quieren eso o no, es que así debe ser, así ha sido y casi siempre así seguirá. Pero normalmente siempre hay uno que desafía el “debere ser” y sigue su corazón a pesar del juicio y muchas veces del destierro de la familia. Si haz visto la película de “Coco” te puedes imaginar lo que te estoy diciendo. En un mundo de zapateros, donde por años se seguía esta tradición, el sueño de Miguel era ser cantante, praticaba en las noches, confiaba y sabía que era realmente bueno. La familia no podía permitirlo y Miguel se ve a la tarea de luchar por sus sueños contra todo y todos y demostrarles que su sueño era bueno, era válido y había venido a este mundo para cantar. Al final todos lo aceptan y son felices…
Tal vez no todos tengamos la suerte de Miguel y seamos aceptados por aquello que realmente queremos hacer en la vida, pero si tenemos la opción de ser felices luchando por aquello que realmente queremos ser y llevándolo acabo.

Hoy te quiero invitar a que te cuestiones, te preguntes y respondas si ¿eres realmente quien tu eres o sigues respondiendo a lo que los “otros” te dijeron o te dicen que “debes ser”? No puedes vivir una vida preocupada/o por complacer a los demás y hacerlos feliz. No te olvides que tu felicidad cuenta, que es VALIDO ser quien eres, hacer lo que te gusta, para lo que eres bueno/a, lo que te apasiona y te hace sentir bien. Mientras no atentes contra la vida de otros o sea un peligro estás haciendo lo correcto, estás buscando tu YO desde el lugar más preciado y que mejor te conoce, TU INTERIOR.

En un mundo de Zapateros a veces como Miguel hay que atrevernos a luchar por tus sueños y ser cantante. ¿Será fácil? te mentiría al decirte que si, pero lo que si te puedo asegurar es que valdrá la pena, comenzarás a vivir TU vida, TU sueño y dejarás de vivir los de alguién más.

Viniste a triunfar, ser quien eres y ser feliz. ¡No te distraigas!

#lunesdemotivación #luchaporti #conócete #saltoatuinterior #sequienrealmenteeres #conquista #alcanza #tuverdaderoyo

El poder maravilloso de la sonrisa.

¿Alguna vez te has puesto a pensar el maravilloso poder que tiene la sonrisa?

Tengo que confesarte que yo no me había dado cuenta de ello y creo que me tomó muchos años el descubrirlo, creerlo y vivirlo. Cuando veo fotos de mi niñez, mi adolescencia y hasta hace unos años pude darme cuenta que no sonreía, sonreía muy poco o solo  con una mueca como de lado, pero no de esas sonrisas que se tienen de oreja a oreja, de las sonrisas que iluminan tu rostro, que transmiten, que conectan y hacen a otros sonreir. Creo que por obvias razones y experiencias de mi vida no sonreía de tal manera, tal vez  de cierto modo no sentía la felicidad como mía, realmente no sentía que tenía una sonrisa bonita y bueno a decir verdad ni lo pensaba, pero sobre todo,  mi alma no sonreía.

Nunca olvidaré la primera vez que sentí la confianza de sonreir de esta manera, desde el alma, de oreja a oreja, de esas sonrisas que te dejan enseñándo casi cada uno de tus dientes haha. Y lo que vi como respuesta a ese hecho tan simple siempre quedará en mi memoria. Esto sucedió unos meses después de haber recibido mis papeles de divorcio, meses de terapia para eliminar mucho de los efectos que la experiencia de violencia doméstica y otro tipo de abuso puede causar en ti, con un nuevo trabajo bajo el brazo llegué a una reunión de con unos nuevos clientes, decidí abrir mi mundo a las posibilidades, creer en mi, y creerme por primera vez en mi vida a mis 27 años, que era bonita, que irradiaba confianza y seguridad, a decir verdad  me sentía orgullosa de mi,  como una guerrera y eso quería reflejar. Desde el momento que entré a ese lugar con mi sonrisa como el mejor accesorio, vi que la respuesta de las personas era con una sonrisa igual o más grande, un ambiente muy cálido, con mucha conexión, pude sentir como barreras de tensión se iban bajando y ese día salí con dos contratos grandes con clientes muy difíles, nuevas relaciones y pensando en todo lo que me había perdido, de lo bien que me hacía sentir, y darme cuenta que además, es contagiosa.

DSC_0172

Desde niños nos enseñan que la madurez tiene que ver con la seriedad y la responsabilidad. Así, cuando crecemos, creemos que somos maduros porque nos ponemos serios, somos “realistas” y nos olvidamos de soñar. Y poco a poco, acabamos aprendiendo a reprimir cualquier tipo de sonrisa, aprendemos a ver la falta de conexión con otros como algo normal.

Exceptuando nuestro entorno, son pocas veces las que le sonreímos a un desconocido. Casi todos hemos olvidado que las sonrisas son como un “virus bueno” que se contagia y alivia tensiones, que nos hacen bien.

Recuerdo el día que tuve el privilegio de conocer al maravilloso empresario y ser humano, el señor John Paul Dejoria, eran tantas mis preguntas para el, siempre lo he admirado por su historia de fortaleza, resiliencia y éxito desde que conocí su historia cuando comencé como maquillista y estilista profesional hasta hoy. Le pregunté por favor, ¿dígame cómo? ¿cómo llegó aquí?, ¿cómo llegó el éxito a su vida? se me quedó mirando, sonrió y me contesto, asi, y le digo ¿cómo? asi, con una sonrisa como con la que hoy tu me sonríes a mi. Esa sonrisa va a ser la encargada de abrir puertas que para muchos estarán cerradas. Jamás, no importa lo que pases, lo que suceda permitas que nadie te robe esa sonrisa, no hay persona, circunstancia o reto que lo valga. Me dió otros consejos y después me pidió tomarnos una foto, muy lindo me dice hagamos el signo de paz y amor que eso, eso es lo que necesitamos esparcir en el mundo.

dejoria

Se que me estás leyendo, pero ¿ya estás sonriendo? ¡Vamos! Sin miedo, sin prejuicios, regálame una sonrisa.

Si aún no estás sonriendo, déjame te platico algunos otros poderes mágicos que tiene el sonreir.

Al sonreir  otras personas, les estamos diciendo muchas cosas sin necesidad de hablar, les estamos haciendo saber que estamos felices de compartir el mismo espacio, la otra persona, lo decodifica y también sonríe, transmite una sensación de compañía, nosotros al recibirlo nos sentimos correspondidos y que tampoco estamos solos en este gigantezco “hormiguero”.

“A veces tu alegría es la fuente de tu sonrisa, pero a veces tu sonrisa puede ser la fuente de tu alegría”
-Thich Nhat Hanh-
  • La sonrisa tiene efectos curativos contra la tristeza y el dolor. Cuando sonreímos, el simple hecho de activar estos músculos faciales manda mensajes a nuestro cerebro que estamos felices, cuando el cerebro recibe estas señales, casi de manera inmediata comienza producir serotonina, dopamina y endorfina que son las hormonas de la felicidad y el amor. El cerebro no es tan listo como nos hace creer y podemos jugarle estos “truquitos” para hacerle creer que somos “rete” felices. Tanto que incluso puede ayudarte a ti mismo a superar un momento difícil. No importa las adversidades que estén haciendo acto de aparición en tu vida. Una sonrisa puede darte las fuerzas necesarias para seguir adelante, para motivarte cuando todo te empuje a no salir ni de la cama. Es la mejor de las medicinas que puedes regalarte a ti mismo y, también, a los demás.
  • La sonrisa es el puente “perfecto” para la comunicación. Puedes no saber que decir pero si sonríes podrás comenzar una conversación mucho mas fácil, bajará la tensión y ayudara a tener mayor una mejor conexión.
  • La sonrisa nos ayuda a proyectar una imagen más segura de quien la ofrece y aumentar la confianza en uno mismo. El optimismo y alegría, nos ayuda a establecer vínculos sociales y a mantenerlos. Es, por tanto, un arma muy poderosa.

 

Anímate a regalar sonrisas en tu vida cotidiana, anda, te aseguro que no te arrepentirás, no dejes que pasen más años, meses o días sin que sea parte de ti. Úsala como tu mejor accesorio, tu bandera, tu pancarta o estandarte. Si,  aún que piensen  que estes medio loco o loca, al final ellos también terminarán riendo y tú cumpliste tú cometido, además de estar cuidando tu mente, alma y espiritu.

Gracias por tomarte el tiempo de leerme. Si te gusta por favor comenta o comparte. Te mando un abrazo fuerte hasta donde quiera que te encuentres. ¡Nos leemos pronto!

#sonrisa  #elpoderdelasonrisa #sonríeysefeliz #reprográmate

 

 

 

Reto de Mayo. “Cambia tu mente, cambia tu vida”

Hola ayer 2 de Mayo comencé un reto por 30 días, vamos a comenzar a programarnos para la abundancia, el amor, el éxito y la felicidad. Aquí les explico de que se trata y les dejo la primera afirmación de este reto….

 

 

Cambia tu mente, cambia tu vida. Afirmación poderosa/positiva día 1 (repítela tantas veces como sea necesario, siente cada palabra, hazla tuya, créela, vívela)

 

afirmacion1lili

Al final puedes decretarlo  y decir, “Lo decreto, hecho está”, la clave de esto es que realmente lo sientas, creas cada palabra y la hagas tuya. El universo SIEMPRE escucha, pongmos atención a lo que le decimos.

 

Gracias por tomarte el tiempo de leerte y ser parte de este reto, no tienes nada que perder y mucho que ganar. Vamos a reprogramarnos juntos y mejorar nuestras vidas.

 

#afirmacionespoderosas #día1 #conocerparacreceraprenderytransformar#mentepositiva #vidapositiva #cambiateelchip
#cambiatumentecambiatuvida